miércoles, 18 de mayo de 2016

Ocho sentencias condenatorias por incendio forestal en 2016 en Asturias

Todas ellas basadas en el trabajo de investigación de  las BRIPAS o fruto de los servicios de vigilancia desarrollados por los Agentes del Medio Natural.

No hemos llegado a la mitad del año y los Juzgados de lo Penal asturianos ya han dictado ocho sentencias condenatorias por la comisión de delitos de incendio forestal en Asturias. Tras todas esas sentencias, se encuentra el trabajo de la Guardería del Medio Natural, en siete de los casos gracias a las BRIPAS que lograron establecer la causa y aportar datos sobre la autoría a los Tribunales y en un octavo caso tras ser sorprendido el incendiario en un servicio de vigilancia llevado a cabo por dos Agentes cuando prendía fuego en el monte.

Las sentencias se dictan tras años de instrucción y corresponden a hechos producidos en 2011, 2013 y 2014, dándose la circunstancia de que todos los juicios celebrados por incendio forestal fueron condenatorios, ninguno salió absuelto. Las penas que acarrean estas sentencias oscilan entre los tres y ocho meses de prisión. También se condena a los responsables de los incendios a restituir a las arcas públicas los gastos de la extinción, sumando todas entre todos más de 105.000 euros. Una sola condena recoge una indemnización a los Bomberos del SEPA y del MAGRAMA de más de 78.000 euros. Además, en muchos casos también se condena a sufragar los daños ambientales a la Administración y a particulares, en algún caso superiores a los 25.000 euros. 

Las investigaciones de las BRIPAS fueron llevadas a cabo una en la zona Oriental, otra en la Suroccidental y cinco en la zona Central.

Queremos destacar una vez más la extraordinaria labor de los Agentes del Medio Natural destinados en las BRIPAS, actualmente seis de las ocho plazas existentes, puesto que dos de ellas están vacantes desde hace casi un año. Este hecho dificulta el esclarecimiento del origen de numerosos incendios por cuanto en las Brigadas del Oriente y Suroccidente, en las que están localizadas estas vacantes, la media de incendios de los últimos años se sitúa en el entorno de los 300-700 anuales en cada zona, siendo llevada a cabo la investigación por un único Agente. 

Fuentes de Bomberos de Asturias, organismo del que dependen las BRIPAS, manifiestan que no hay intención de cubrir de forma inmediata dichas plazas por cuanto consideran el servicio cubierto.