martes, 29 de octubre de 2013

Falta de Vigilancia en los Cotos Regionales de Caza


Después de un fin de semana trágico en España con 4 muertes por accidentes de caza, dos de ellos en Asturias, desde la Asociación de Guardas del Medio Natural queremos hacer presente nuestra preocupación por cómo se está ejerciendo la vigilancia en los Cotos Regionales de caza en Asturias.

Cada fin de semana son miles las escopetas y rifles que salen al monte a desarrollar su afición y si a eso le unimos excursionistas, seteros, moteros o simplemente vecinos de pueblos que salen a dar un paseo, tenemos condiciones muy propicias para que se produzcan este tipo de accidentes.

Actualmente los Cotos Regionales de Caza están gestionados por sociedades de cazadores, que son las que gestionan la riqueza cinegética de su coto a través de una concesión que el Principado de Asturias les otorga por un determinado plazo. A pesar de ser la sociedad de cazadores la encargada de la gestión y vigilancia a través de sus propios guardas privados, es el Principado de Asturias, a través de la Consejería de Agroganadería y Recursos Autóctonos la que en último término tiene que ejecutar la vigilancia de las actividades que se desarrollan en los cotos a través de los Guardas del Medio Natural, que son los funcionarios encargados de la policía y custodia de los recursos naturales en el Principado de Asturias.

Desde AGUMNPA queremos denunciar la falta total de vigilancia en estos Cotos Regionales, que se están convirtiendo en “zonas oscuras” donde prácticamente no se sabe lo que pasa, sin que el Principado de Asturias muestre el más mínimo interés en controlar las actividades que allí se desarrollan. AGUMNPA considera necesario y fundamental la elaboración de un plan de vigilancia para los cotos de caza, coordinando a los 150 Guardas del Medio Natural que tienen encomendada la función de vigilancia e inspección, con el fin de garantizar la seguridad en el desarrollo de las cacerías y evitar accidentes como los de este fin de semana y sobre todo, que haga posible la convivencia dentro del mismo ámbito de todas las actividades que se desarrollan en el medio natural, siempre en condiciones de máxima seguridad para todos los participantes. Es la Consejería de Agroganadería la que tiene en sus manos, a través de sus competencias y de sus funcionarios, garantizar la seguridad de todos los ciudadanos y como responsables directos de la gestión cinegética en el principado de Asturias, tienen que ser los encargados de hacer cumplir todas las normas para el buen desarrollo de esta actividad, ya no sólo en el ámbito de la seguridad, sino en hacer cumplir lo que cada año dicta la Disposición General de Vedas. Esperemos que se tomen medidas al respecto para evitar que fines de semana como este, no se vuelvan a repetir.